martes, 18 de abril de 2017

Lombricompostera urbana

Hace mucho, mucho tiempo, decidimos poner una lombricompostera en el piso. La hicimos con dos cajones de frigorífico que nos sobraban y era fea pero eficiente. Cuando, unos años más tarde, reformamos el cuarto de baño uno de los requisitos del diseño era que la lombricompostera tuviera su sitio.

¿Adivináis dónde está?

Pues sí, aquí.

Ta cháaaaaaaaan.

La tenemos en el baño porque es el sitio más húmedo de la casa y eso les gusta a las lombrices. 

También les gusta el cartón de las hueveras.

Es un ambiente húmedo y rico en nutrientes por lo que
las semillas de los alimentos que echamos suelen germinar.

Les echamos papel de los catálogos que nos llegan a casa.

Y ellas felices y contentas.

Les damos de comer los restos crudos de la cocina, salvo grasas, carne, pescado, patatas, pasta, arroz, cítricos, cebolla y ajo.

Vamos poniendo los restos en este bote.

Y cuando está lleno los trituramos con la batidora,
añadimos un poco de agua y van a la lombricompostera.

Hasta ahora he usado los productos de la lombricompostera para el huerto y para inocular lombrices donde me hiciera falta. A partir de ahora voy a explorar cómo usarlos para las macetas.

Si estás pensando en poner una lombricompostera en tu piso, has de saber que es sencillísimo, no ocupa casi espacio ni tiempo, no huele mal y es muy discreta. Se la recomiendo a todo el mundo.

6 comentarios:

  1. Hola y gracias por la info. ¿y no salen mosquitas de la fruta?

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Jordi. Gracias por comentar. ¡Ah! ¡La querida Drosofila melanogaster! ¿Sabes que las que tienen el abdomen rayado son machos y las que lo tienen negro son hembras? ¿O era al revés? Sí nos han salido moscas de la fruta alguna vez pero al final nos dimos cuenta de que era cuando dejábamos el bote de los restos demasiado tiempo y se pudrían mucho las restos de fruta. El bote se llenaba de drosófilas y luego cuando se lo poníamos a las lombrices las moscas estaban en jauja y teníamos una plaguita en la lombricompostera. Desde que tenemos cuidado con no dejar que el bote se pudra mucho en la cocina, ya no nos pasa. La lombricompostera es una caja de plástico con tapa. No la cerramos sino que simplemente posamos la tapa encima (para que las lombrices no se ahogen) y luego todo eso está dentro de una caja de madera (para que no les entre la luz) y es difícil que las moscas lleguen allí ellas solas.

      Eliminar
  2. Ni idea de eso del abdomen!!
    Ok pués. Autonota: echar los restos vegetales directamente al vermi sin dejar que se pudran.
    Yo intenté tenerlo dentro de casa durante el invierno pero era insoportable (tema bichos). Pero con tu consejo quizá vuelva a intentarlo. Un saludo y viva las drosofilas

    ResponderEliminar
  3. Las hembras son las rayadas: https://es.wikipedia.org/wiki/Drosophila_melanogaster
    Buena suerte con la lobricompostera y cuéntanos como te va.

    ResponderEliminar
  4. Gracias Lucia!
    Yo también me voy a animar!

    ResponderEliminar